El equilibrio es algo en lo que no solemos pensar hasta que lo necesitamos. Muchas personas pierden el equilibrio paseando a su perro o en cualquier otra actividad, es por ello que incluir entrenamientos para mejorar el equilibrio es una muy buena forma de estar mejor preparados ante estas situaciones cotidianas.

 Si usas máquinas para entrenar generalmente estás sentado o apoyado de otra manera. Pero con las pesas libres, debes coordinar no solo los músculos que realizan el ejercicio, sino también los que mantienen el cuerpo erguido, incluso si estás “solo” de pie mientras hace flexiones de bíceps.

En segundo lugar, si haces estocadas o planchas, ya estás haciendo el entrenamiento de estabilidad y proporción  que solemos considerar como entrenamiento de equilibrio. Entonces, en general, “haces entrenamiento de equilibrio mucho más de lo que crees”.

Eso es bueno por varias razones, comenzando por la prevención de lesiones tanto dentro como fuera del gimnasio. El entrenamiento de equilibrio ayuda a aumentar la conciencia de tu cuerpo. “Entrena tu cerebro para mover y controlar tu cuerpo a través de todas tus actividades diarias”. Eso ayuda a reducir el riesgo de caída  y, posteriormente, lesiones.

Por último, el entrenamiento del equilibrio puede incluso ayudarte a obtener ganancias. Cuanto mejor sea tu equilibrio y más control tengas sobre eso, más eficientemente podrás hacer los ejercicios y, en teoría, más fuerte te volverás.

5 MANERAS DE MEJORAR TU EQUILIBRIO

  1. Hacer sentadillas a una pierna
  2. Realizar ejercicios de gemelos a una pierna
  3. Practicar a caminar en una pierna
  4. Ejercicios de cuádriceps con mancuerna
  5. Uno de los mejores: Sentadilla sobre bosu